¿Y si la arquitectura fuese un producto industrial?

¿Y si pudiésemos construir espacios como productos de fábrica, listos para transportar y montarse en un plazo de tiempo muy reducido?

Queremos explotar al máximo las posibilidades de la prefabricación para ofrecer un catálogo de espacios de fácil montaje, que vienen de fábrica equipados con todo lo necesario para su uso inmediato. Desde proyectos íntimos como cabañas rurales y/o habitaciones de invitados, a elementos públicos como restaurantes o cafés urbanos, pasando por espacios culturales, stands expositivos o incluso campamentos de refugiados. La sociedad actual demanda una gran variedad de espacios de carácter temporal, y nosotros queremos ofrecer un producto rápido y de calidad para satisfacer todo tipo de usos dinámicos.